24 may. 2015

Una preocupación le quita el sueño a Evo Morales: ¿qué pasará con el Movimiento Al Socialismo (MAS) después de 2020 sin él como candidato? Dicen que aún se enfrenta a la disyuntiva de cumplir con su palabra y alejarse de la política de aquí a cinco años o hacer caso a sus bases y buscar una cuarta reelección.

Está en sus manos. Tiene la última palabra, y parece que se inclina por seguir en el poder, al menos hasta 2025. Su militancia lanzó la primera piedra y tiene todo listo para ‘constitucionalizar’ un nuevo mandato. Quieren un Evo en el poder por mucho tiempo más, ya que no encuentran quién lo reemplace.

El oficialismo decidió dividir en tres comisiones el objetivo de la reelección de Evo. La primera se dedica al aspecto jurídico, la segunda al tema sindical y, la última, a la labor política y legislativa. Ese objetivo tiene respaldo sindical, de sectores sociales e indígenas. Tienen armas jurídicas y, lo más importante, tienen los dos tercios en la Asamblea Legislativa para modificar la Constitución y llamar a referendo para viabilizar la cuarta candidatura del jefe de Estado. Y, por supuesto, también la de Álvaro García.

Política en BoliviaEl argumento para modificar la Constitución es la reforma judicial. Si se abre la Constitución para ese tema, también puede abrirse para legalizar la reelección presidencial, aunque todavía no saben si será indefinida o por un periodo más.

Los operadores

Leonardo Loza es pieza clave en tejer el objetivo. Es el máximo dirigente de los cocaleros de Chapare y jefe del MAS en Cochabamba. Él impulsa la reelección de Evo en los sectores sociales y también en las direcciones departamentales del partido oficialista. Ya logró la aprobación de Cochabamba y ahora apunta a La Paz y a Santa Cruz. “Estamos convencidos de que Evo Morales es el único líder que puede seguir con este proyecto, no hay nadie más”, relata.

Como él, existen muchos otros dirigentes que impulsan la reelección de Morales. Todos ellos tenían la misión que encomendó el mandatario: buscar a su sucesor. No lo encontraron, se excusan para defender el nuevo objetivo.

Rodolfo Machaca es el líder de los campesinos, Juanita Ancieta la máxima representante de las Bartolinas, Gustavo Aliaga de los interculturales y Melva Hurtado de los indígenas de tierras bajas. Ellos trabajan desde sus organizaciones para impulsar el respaldo a la reelección.

Los mecanismos

¿Qué se necesita para sellar un nuevo mandato de Morales? Lo esencial es modificar parcialmente la Constitución Política del Estado y luego llevar a referendo la propuesta de una nueva reelección de Morales.

Este proceso puede ejecutarse en un año. El analista Carlos Toranzo explica que, de confirmarse la intención masista, la “batalla” se libraría en el referendo que viabilizaría la reelección de Morales. “Es ahí donde estará el verdadero obstáculo para el MAS. La gente puede sentirse cansada y no optar por la eternización de un caudillo”, opina.

En cambio, el trabajo legislativo se visualiza como el peldaño más fácil.

El abogado constitucionalista William Bascopé afirma que el oficialismo tiene “dos tercios militantes”, que viabilizarían en un plazo de dos meses el nuevo mandato de Evo. “Optarán por los dos tercios para abrir la Constitución y luego convocar a referendo”, adelanta el experto.

En pasillos del Legislativo el tema se lo habla en voz baja. No está en la agenda del MAS tratar la reelección de Evo, pero saben que tarde o temprano lo harán. El presidente del Senado, José Gonzales, es cauto. Es consciente de que la figura de Evo es “difícil” de sustituir, pero analiza las “complicaciones” que traería el buscar una nueva reelección. “Es un tema complejo, pero te digo que no está dentro del plan de trabajo de la Asamblea”, refiere.

Otras voces

Mucho más cauto es Carlos Romero, senador del MAS por Santa Cruz. El exministro se limita a explicar que este asunto no se debatió en la bancada masista y que luego se deberá “escuchar” los argumentos de los sectores que piden un nuevo mandato.

No obstante, en el mismo Legislativo hay quienes piden a gritos una nueva reelección. Es el caso de la vicepresidenta del Senado, Nélida Sifuentes. Ella quiere a Evo como presidente de Bolivia hasta 2025. Por eso, dice que promoverá el debate.

El expresidente Jorge Quiroga pide a Morales que se pronuncie sobre el tema y que sea él quien desmienta o verifique si es que tiene planes de reelección.

Para el politólogo Franklin Pareja “forzar” una nueva reelección de Morales se debe a que en el oficialismo “preocupa” la renovación de líderes políticos.

“No encuentran un líder similar a Evo Morales y por eso quieren eternizarlo. Pero lo que les preocupa en realidad es perder el poder como partido, y sin Evo, será difícil que el MAS gane”, opina.

En Palacio Quemado aseguran que Evo tiene la última palabra.

El vicepresidente fue uno de los primeros en señalar el camino a seguir.

En esa línea está el canciller David Choquehuanca, quien pidió que sea el pueblo el que decida si Evo va más allá de 2020. “Tenemos que hacer lo que el pueblo quiere, no hay que tenerle miedo”. Con esa frase, parece que la mesa está servida, y el MAS ya está pidiendo la carta.// El Deber (BO)

 

Sectores sociales afines al MAS apuntan al referéndum

Los movimientos sociales afines al partido del Movimiento Al Socialismo (MAS), apuntan al referéndum como la vía para la reelección del presidente Evo Morales.

Las Bartolina Sisa, los Interculturales y el sector cocalero enfocan sus actividades en reforzar el pedido, por medio de congresos que se replicarán en el país.

Hace algunas semanas atrás surgió la posibilidad de apuntalar el trabajo para permitir la reelección de Morales. De momento hay un candado constitucional; por eso la estrategia apunta a demostrar que desde el "pueblo" está pidiendo una ampliación de mandato, para que la Asamblea "acatando" la voz de los ciudadanos proceda en esa línea.  

Trabajo. Gustavo Aliaga, Ejecutivo de la Confederación Sindical de Comunidades Interculturales de Bolivia (CSCIB), confirmó que las organizaciones sociales están trabajando para buscar la reelección del mandatario.

Indicó que hasta el momento no se ha contemplado ninguna otra posibilidad que no sea realizar un referéndum que permita abrir la Constitución Política del Estado (CPE) para modificar el artículo que hoy solo permite la reelección continua por un solo periodo.

"Se está analizando esta situación, lo que queremos es someter a la población la decisión de realizar una consulta estricta al pueblo para que los bolivianos definan si se acepta o no", manifestó Aliaga.

Acciones de nueva gestión. Desde las Bartolina y del sector cocalero, se habla de un trabajo masivo de consenso en base a la nueva gestión.

Julia Ramos, dirigente de la Confederación Nacional de Mujeres Campesinas Indígenas Originarias Bartolina Sisa, indicó que están programando reuniones para abordar varios temas para mejorar el trabajo de la nueva gestión 2015 - 2020.

Sin embargo, descartó que se esté anazzlizando otra posible vía para avalar una reelección de Morales.

En la misma línea se pronunció el ejecutivo de la Federación Yungas del Chapare, Eliseo Zeballos, quien resaltó que la tarea que les dio el presidente de buscar un nuevo líder del MAS  se cumplió sin éxito. "Han surgido algunas propuestas de los compañeros, pero nada está definido hasta el momento. Se ha hablado del referéndum, pero eso se decidirá más adelante, tenemos que coordinar con las otras organizaciones sociales", precisó Zeballos.

Evo Morales, asumió el 22 de enero pasado su segundo mandato bajo la nueva CPE y el tercero desde que llegó por primera vez al poder el 22 de enero del 2006. Su actual periodo se extenderá hasta enero del 2020.

Punto de vista

"Si no hay oposición fuerte se aprobará la reelección mediante ley"

Jimmy Frías
Politólogo

La reelección va a depender de la actitud que tengan las autoridades de oposición y la sociedad en general. Si no hay una oposición fuerte frente a este tema, se aprobará la reelección mediante una ley, sin necesidad de ir a un referéndum.

El pedido de los sectores sociales deberá pasar a la Asamblea Plurinacional, quienes deberán elaborar una ley para poner en consideración abrir la Constitución Política del Estado. Si existe una dura crítica, seguro los legisladores del MAS tratarán de llevar esta posición a un referéndum que dé legitimidad en la decisión. De lo contrario con su rodillo y amplía mayoría lo aprobarán solos.// El Día (BO)

Gracias por tu visita, te invitamos a compartir el contenido en la red social de tu preferencia

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Estimado visitante:
Se aceptan todos los comentarios, siempre y cuando están dentro del marco del respeto y no sean SPAM. (Gracias por tu visita / comentario)

 
Top