30 ago. 2015

El informe de la Defensoría del Pueblo, elaborado en base a datos policiales y de otras instituciones, revela que en 2013 se registraron 439 denuncias sobre trata y tráfico de personas, mientras que en 2014, se reportaron 515 casos.

Según los datos presentados por la Defensoría, de los 439 casos registrados en 2013, 356 se refieren a la trata de personas y el resto son delitos conexos.
“El departamento con mayores reportes de denuncias es La Paz con un total de 172 casos, el segundo es Cochabamba con 53 casos y el tercero es Santa Cruz con 51 casos”, cita el comunicado de la institución.
Trata y tráfico en BoliviaPor otro lado, de las 515 denuncias reportadas el año pasado, 310 se refieren a la trata y tráfico de personas. Nuevamente, La Paz es el departamento que presenta más casos. El número registrado en esta región es de 171, le sigue Cochabamba con 57 casos y Tarija con 23.

Este informe fue presentado por la principal autoridad de esta instancia, Rolando Villena.

Del evento participaron el Viceministro de Justicia, Diego Jiménez; la directora de Trata y Tráfico del Ministerio de Gobierno, Melania Torrico; el director de Política Consular de la Cancillería, Germán Guaygua; el representante de la Oficina de Naciones Unidas para la Droga y el Delito, Antonino De Leo y más de 30 representantes de instituciones y organizaciones de la sociedad.

El viceministerio Jiménez manifestó que el Plan Nacional de Lucha Contra la Trata y Tráfico de Personas requiere de más de 30 millones de bolivianos para su plena implementación, no obstante para esta gestión se ha aprobado destinar 15 millones y hasta 2019 se prevé completar los recursos.
“En la actualidad el negocio de la trata y el tráfico de personas son delitos silenciosos y mimetizados bajo mecanismos legales o por lo menos formales. En Bolivia, mucha de la explotación sexual está sucediendo en alojamientos y hoteles en pleno centro de las ciudades o continúa bajo usos y costumbres como el traslado de niñas y niños indígenas y campesinos a hogares urbanos bajo la forma del padrinazgo; en estancias ganaderas bajo formas de empadronamiento; en las cosechas de almendra o azúcar; en el comercio minorista e incluso en la mendicidad forzada”, dijo Villena.

De acuerdo con el viceministro Jiménez dijo que ocurre el traslado de personas de oriente hacia el occidente con el fin de explotación laboral, en tanto, que para la explotación comercial sexual, las niñas y adolescentes mujeres son llevadas desde ciudades del oriente hacia zonas fronterizas.// Erbol.com.bo
Gracias por tu visita, te invitamos a compartir el contenido en la red social de tu preferencia

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Estimado visitante:
Se aceptan todos los comentarios, siempre y cuando están dentro del marco del respeto y no sean SPAM. (Gracias por tu visita / comentario)

 
Top