7 nov. 2015

En los últimos 16 años, Bolivia redujo en un 90 por ciento los casos de malaria a nivel nacional, lográndose un descenso paulatino cada año, desde 1998, cuando se reportaban 74.350 casos y en la actualidad se contabilizan menos 7.401 casos, según reportes del Programa Nacional de Control de la Malaria (PNCM).

Bolivia cuenta con un Plan Estratégico Nacional de Malaria (PEN) 2015 - 2019 del Programa Nacional de Control de la Malaria (PNCM) del Ministerio de Salud de Bolivia. El Programa viene desarrollando actividades a lo largo de 56 años en el control y la vigilancia de la malaria en zonas endémicas del territorio nacional.

Con motivo del Día Mundial de la Malaria 2015, que se celebró ayer 6 de noviembre, y de acuerdo con este esfuerzo consolidado de la comunidad global de la malaria para resaltar los éxitos reportados y los desafíos pendientes en el control de la malaria en la actualidad, la región de las Américas está adaptando el lema: “Invertir en el futuro. Derrotar la malaria” para conmemorar esta fecha.
Malaria en BoliviaEn Bolivia, la malaria es causada por dos especies parasitarias en particular, Plasmodium vivax y Plasmodium falciparum, cuya frecuencia de casos es analizada a nivel nacional por especie y por año, siendo la tendencia descendente para ambas.

La malaria es una enfermedad que sin tratamiento oportuno puede llegar a causar la muerte. La forma clásica de manifestación en el organismo son “fiebre, sudoración y escalofríos” que aparecen 10 a 15 días después de la picadura del mosquito.

El número de casos por municipio de infección, para 2013, destaca que el 96 por ciento de los casos  de Plasmodium falciparum se presentan en el municipio de Guayaramerín, en el departamento de Beni. En el caso de Plasmodium vivax, la distribución es más dispersa a través del territorio nacional aunque disminuye el número de municipios pasando de 96 municipios con transmisión activa en 2010 a 56 municipios en 2013.

Este descenso se encuentra en relación directa al mejoramiento en el diagnóstico precoz, tratamiento específico y oportuno, adherencia al tratamiento y en el incremento de las acciones preventivas y de control que realizaron los profesionales y las autoridades de salud del país.

En 2010, el Programa Nacional de Control de la Malaria de Bolivia llevó a cabo la distribución masiva de mosquiteros impregnados con insecticidas de forma gratuita a  población general, mujeres embarazadas y zafreros de castaña.

En 2013, frente a los resultados de estudios de no susceptibilidad de los mosquitos transmisores de la malaria en Guayaramerín se determinó por primera vez en la transmisión vectorial de la malaria urbana en esa región, el uso del insecticida Carbamato Bendiocarb para el Rociado Residual Intradomiciliario  (RRI) y mejorar así el control vectorial en una de las zonas de mayor incidencia del país.

En las Américas, entre 2000 y 2013, los casos confirmados de malaria disminuyeron en un 64 por ciento y las muertes relacionadas por la malaria en un 78 por ciento en los 21 países de la región, donde la malaria es endémica. 13 países alcanzaron el ODM de las Naciones Unidas referente a la malaria, y está previsto que otros cinco también alcancen esta meta a finales de 2015.

En consecuencia, se registró un creciente interés y apoyo a la aceleración de las actividades de eliminación de la malaria en la región de las Américas.// Los Tiempos.com
Gracias por tu visita, te invitamos a compartir el contenido en la red social de tu preferencia

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Estimado visitante:
Se aceptan todos los comentarios, siempre y cuando están dentro del marco del respeto y no sean SPAM. (Gracias por tu visita / comentario)

 
Top