25 sept. 2016

Un alto porcentaje de trabajadores recibe un salario inferior al mínimo vigente establecido por el Estado en América Latina y el Caribe. En Bolivia, el sector informal percibe 60 por ciento del salario mínimo nacional establecido por el Gobierno, mientras que los asalariados, lo hacen en una proporción de 20 por ciento. La tasa del sector informal en Bolivia casi duplica la media de la región que no llega en sus remuneraciones al salario mínimo. En cuanto a los asalariados en el país, dos de cada diez estarían por debajo del salario mínimo nacional.

SALARIO MÍNIMO

El Gobierno de Bolivia estableció en mayo pasado un salario mínimo nacional de Bs 1.805, equivalente a $us 259, muy cerca del Brasil, mientras que en la región existen países con niveles muy superiores a los señalados. En el caso brasileño, la proporción de los no asalariados es ligeramente mayor a los asalariados. En Bolivia el diferencial es mucho mayor.

NECESIDADES BÁSICAS

Un estudio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) publicado en 2015 y titulado “Empleos para crecer” señala que, la misión del salario mínimo es proporcionar un ingreso que permita satisfacer las necesidades básicas de los trabajadores y sus familias.

Salarios en BoliviaSin embargo, indica que un salario mínimo elevado, que en teoría costearía esas necesidades, puede derivar en la destrucción de empleo y en la falta de cumplimiento, especialmente en contextos de baja capacidad de fiscalización del Estado, como ocurre en la región (OIT, 2014).

PROMEDIOS

En promedio, el 38% de los asalariados de la región gana un salario inferior al mínimo, porcentaje que se eleva al 75% en Honduras y cae al 12% en Venezuela.

Estos datos dejan a la vista las debilidades de fiscalización del Estado, pero no expresan si el nivel de salario mínimo es alto o bajo respecto de la productividad laboral de los trabajadores no calificados, quienes, en la mayoría de los casos, son los receptores del salario mínimo.

NECESIDADES

En todos los casos, el estudio del BID indica que las proporciones de los ingresos, tampoco indican cuál es la relación entre salario mínimo y necesidades básicas de los trabajadores y sus familias. Aunque, precisa que, una manera de aproximarse a una respuesta es comparando el salario mínimo con el salario promedio. Se observa así que, por ejemplo en el caso de Honduras, puede ser elevado, ya que el salario mínimo vigente supera el promedio en una vez y media. En el nivel regional, la relación es menor a uno (0,68) pero mayor a la observada en la OCDE (0,40).

Salarios en BoliviaLA PAZ: BAJA PRODUCTIVIDAD

- De acuerdo con el Censo 2012, la fuerza laboral del departamento de La Paz alcanzó 9,4 años escolaridad (variable aproximada de calificación); ocupando el tercer lugar, solo un poco debajo de Santa Cruz y Oruro.

- En contraste, la productividad laboral fue una de las más bajas ese año entre los departamentos de Bolivia; siendo solo un poco más alta que Potosí y Beni, sostiene la Red de Empleo, Ingresos y Producción del Instituto.

- El relativo bajo desempeño productivo de La Paz llama a una reflexión, principalmente para todos los oriundos, sobre la necesidad de cambiar las bases económicas de baja escala, tecnología y uso de capital, a otra que efectivamente conlleve a un desarrollo productivo, donde se aproveche de mejor manera el capital humano.

-Fuente: Elaboración EMINPRO-INESAD en base a datos del INE, Censo 2012 y Cuentas Nacionales.// El Diario

Gracias por tu visita, te invitamos a compartir el contenido en la red social de tu preferencia

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Estimado visitante:
Se aceptan todos los comentarios, siempre y cuando están dentro del marco del respeto y no sean SPAM. (Gracias por tu visita / comentario)

 
Top